Jueves 17 Agosto 2017
Inicio » Artículos » Dormir bien

Dormir bien

Tips para dormir bien

El no dormir bien, no descansar lo suficiente, repercute en diferentes aspectos de nuestras vidas como en las emociones, sentimientos, la concentración, desempeño en alguna actividad y aumenta el riesgo a enfermarse, entre otros.

Entonces, si no duermo bien, ¿cómo puedo dormir la cantidad de horas suficientes? Para responder esta pregunta te dejamos algunos tips para que puedas dormir mejor.

Mantente activo durante el transcurso del día.

Seguramente haz visto a tu hermano pequeño, sobrinos, como juegan, corren todo el día y al llegar la noche el sueño los vence. Queda más que claro con el ejemplo. Para ti lo apropiado podría ser realizar ejercicio físico diariamente por al menos 60 minutos. La actividad física ayuda en todo sentido, a sentirte bien contigo misma(o) disminuyendo el estrés hasta el relajo. Lo que sí es importante no realizar ejercicio pocas horas antes de irse a dormir, ya que puedes quedar muy activa(o).

Disminuye tu consumo de alcohol y di no a las drogas.

En general, las personas creen que el consumo de alcohol y algunas drogas puede ayudarlos a dormir mejor. Esto es falso, ya que interfieren en el sueño haciendo que despiertes varias veces en la noche.

Evita los equipos electrónicos en tu dormitorio.

Generalmente solemos quedarnos dormidas con la televisión prendida, ya que programamos el apagado automático, el celular en el velador, sonando con notificaciones, mensajes de textos, correos electrónicos, etc. Es por estas razones que te recomendamos que uses sólo el dormitorio sólo para dormir, para descansar, quita todos esos aparatos que puedan interferir en tu descanso. Si sientes que es muy radical, otra opción es que apagues todo a una hora determinada antes de dormir (como una regla).

Desarrolla una rutina para dormir.

Trata en la medida que puedas, ir siempre a una misma hora a la cama, así tu organismo estará esperando ese momento para dormir. Tómalo como el momento máximo de relajo, que lo necesitas, puedes inducir el sueño leyendo algún libro, con música suave, agradable, escribiendo, realizando alguna actividad que realmente te relaje.

Cambia el pensamiento.


En vez de pensar desesperadamente que necesitas dormir, tómalo con calma y mentalízate durante todo el día en que vas a dormir y descansar tranquilamente. Si te estresas con la situación puedes producir insomnio lo cual no te permitirá dormir bien no conciliar el sueño de manera normal.

El yoga, relajarse.

Algunas posiciones (las menos exigentes) y ejercicios de respiración pueden ayudarte antes de ir a dormir.

La gran mayoría de nosotros suele pasar por alguna noche en la que nos cuesta conciliar el sueño, la idea es siempre optar por técnicas o consejos que puedan ayudarnos, pero si haz probado diferentes alternativas y sigues sin poder descansar ni dormir bien, afectando a tu vida diaria en general, te recomendamos que asistas donde un profesional de la salud, especialista en temas de trastornos del sueño.