Domingo 20 Agosto 2017
Inicio » Artículos » ¿Cómo evitar el estrés?

¿Cómo evitar el estrés?

como evitar el estresHoy en día nuestro cuerpo está sometido a distintas presiones, situaciones, acontecimientos sociales que afectan de manera negativa a nuestro cuerpo y por ende, el bienestar de cada uno de nosotros. En la sociedad actual vivimos con muchas estimulaciones sociales, las cuales hacen que estemos todo el rato pensando en ideas para salir adelante o resolver situaciones, transformándose en una constante, que puede terminar en una hiperactividad cerebral y que nuestro cuerpo lo manifieste o psicomatice, por ejemplo, como insomnio.

Es así como surge el estrés, debido a la competitividad en todo ámbito de la sociedad; presiones en la escuela, universidad, estudios en general y trabajo, entre otros. A diario estos factores afectan a nuestra salud emocional y mental, por lo que estas constantes amenazas, hacen que nuestro cuerpo vaya juntando sustancias energéticas que liberan nuestros órganos (con origen en el sistema nervioso y endocrino), las cuales se reflejan en distintas alteraciones fisiológicas, psicosociales y en la aparición de enfermedades como el cáncer. Cómo afecta al cuerpo podemos relacionarlo también a la psicomatización, como por ejemplo, la hipertensión arterial frente a una situación de estrés.

Es por esto que es muy relevante saber reconocer estados de estrés y darle la importancia que corresponde y no verlo como un tema que “no es real” o que es ajeno a mi persona. Para saber reconocer, enfrentar y evitar algunas situaciones de estrés, les dejamos algunos síntomas del estrés y consejos para evitar el estrés.

Síntomas del estrés


  • Físicos: boca y garganta seca, tensión muscular, dolor  cervical, cefaleas, indigestión, diarrea o estreñimiento, tics, insomnio, hipertensión, alergias cutáneas, náuseas, vómitos, tics nerviosos, impotencia, dolores menstruales, entre otros.
  • Mentales y emocionales: preocupación excesiva, ansiedad, falta de confianza en uno mismo, sentimiento de inutilidad, tristeza constante, olvidos, sobresaltos, respuestas emocionales desproporcionadas como llanto, risa, soñar despierto, falta de concentración, entre otros.
  • Conductas: irritabilidad, intranquilidad, compulsividad, dificultad para tomar decisiones, equivocaciones frecuentes, aumento repentino en el consumo  de tabaco, alcohol u otras drogas, etc.
  • Otros signos o síntomas del estrés: insomnio, fatiga física y mental, constante irritabilidad, falta de interés o energía, falta de concentración, pesadillas, falta de memoria, mayor agresividad, pérdida del apetito y mayor consumo de té o café.
¿Cómo evitar el estrés?

A continuación presentamos una serie de consejos para evitar, prevenir o reducir la intensidad del estrés y los daños que produce a nuestra salud. Recuerda no exponerte a situaciones estresante.

  • No trabajes más de diez horas al día.
  • Descansa entre tareas.
  • Duerme de 7 a 8 horas al día.
  • Cultiva el hábito de escuchar música relajante.
  • Practica un pasatiempo (“hobby”) creativo.
  • Realiza ejercicios moderados regularmente.
  • Evita el uso de drogas (incluyendo el alcohol) y de otros medios artificiales utilizados para aliviar el estrés.
  • Reserva uno o dos días a la semana para descansar de toda rutina del trabajo.
  • Planea cada año unas vacaciones, lejos del trabajo y del ruido.
  • Visita al médico cuando sea necesario.
  • Expresa tus sentimientos, sin oposición.
  • Cuéntale tus problemas a alguna persona de confianza, escucha opiniones.
  • Pide ayuda cuando la necesites, si te ves superado(a) y visita a personas que te puedan ayudar.
  • Entrega amor, amistad y cariño.
  • Planifica, ordena tu trabajo, gestiona bien tu tiempo.
  • Haz las cosas de por una y fija prioridades.
  • No estés pendiente siempre a la hora.
  • Haz las cosas sin prisa (al caminar, hablar, comer, entre otras).
  • Evita las discusiones.
  • Olvida los resentimientos, ofensas y odios.
  • Evita la competencia en el trabajo, en juegos y todo ámbito personal.
  • Vive y céntrate en el presente.
  • Establece objetivos reales, alcanzables, en tu vida.
  • Si decides hacer cambios en tu vida, hazlos de a poco.
  • Nunca pierdas la fe en ti mismo y en tus capacidades.
  • Disfruta la vida de forma sana.
Técnicas o métodos para reducir el estrés

Una eficaz técnica o método para reducir el estrés es el relajarnos. Una practica diaria puede ir mostrando claros resultados, positivos para nuestra salud. Algunos de los beneficios son:

  • Es agradable y se puede disfrutar.
  • Descanso de la mente por varios minutos.
  • Disminución en síntomas de enfermedades como dolores de cabeza, náuseas.

Esta técnica para reducir el estrés puede:

  • Reducir síntomas propios del estrés y prevención en enfermedades psicosomáticas.
  • Aumentar los niveles de energía física.
  • Aumentar la concentración.
  • Mejorar la habilidad para manejar los problemas.
  • Mejorar la satisfacción social en relaciones de familia, amigos y compañeros de trabajo.
  • Reducir la presión arterial.
  • Reducir los niveles de excitación emocional.
  • Ayuda en el tratamiento del insomnio.

Antes de practicar alguna técnica o método de relajo debes estar consciente de estos aspectos:

  • Si estás cansado no practiques alguna técnica de relajación, ya que debes ir aprendiendo y debes estar alerta.
  • Elige un lugar tranquilo, cómodo, ventilado y solitario.
  • Utiliza ropa cómoda (no ajustada, apretada) y quítate los zapatos.

Un ejercicio para eliminar el estrés junto a las características anteriores, puede ser el siguiente:

  • Recuéstate boca arriba, con las piernas derechas y separadas, brazos a los lados y palmas abiertas.
  • Deja tu mente en blanco.
  • Cierra los ojos, comienza inhalando y exhalando lenta y profundamente de 4 a 5 veces corridas.

Esperamos ayudar para estar conscientes de lo que significa el estrés y aprender a identificarlo. En un próximo artículo incluiremos un mayor detalle sobre una técnica de relajación como la meditación.